Somos pedazos de otros

Noches a medias

Se dice que los seres humanos somos criaturas imperfectas, que tan sólo somos la mitad de un cuerpo y una mente que están destinados a reencontrarse, a sentirse uno de nuevo, estrellas colisionando en mitad del universo. Es cierto que somos criaturas imperfectas, incompletas, luchando constantemente contra ese miedo de vernos a nosotros mismos rotos, sin saber quién, o cómo, conseguirá armas las piezas de nuestra vida.hands-984032_960_720.jpg

Nos empeñamos en buscar algo que nos complemente, en algo que de repente nos agarre de la mano y nos salve del lugar en donde nos encontramos. Porque seguimos creyendo que somos seres incompletos, que necesitamos de alguien o algo que nos guíe o nos ayude a seguir adelante, alguien que nos complete y que nos haga sentir quizás, menos vacíos.

Pero estamos muy equivocados. Intentamos comprender que la solución siempre está del otro lado, que aparecerá, de súbito, alguien capaz…

Ver la entrada original 194 palabras más

Fase de votación.

Buenas tardes!

Este año vuelvo a participar en el Concurso al mejor Blog de España, impulsado por el periódico 20 Minutos. El año pasado quedé la séptima en mi categoría y éste, me gustaría volver a intentarlo y mejorar ese puesto. 🙂

Solo me falta una cosita, vuestra ayuda, y para eso tan sólo tenéis que seguir estos pasos que os indico a continuación:

 

 

MIL GRACIAS! 🙂

 

premios-20blogs

 

Condena.

16344124_1869102799999134_1250651412_nUn hijo nunca debería ser abandonado, no hay razones suficientes ni lógicas para hacerlo. Un padre siempre, y a pesar de todo, debería luchar por su hijo, por su sangre, por lo que es suyo. No tengo el sentimiento de tener un hijo, pero lo que si puedo saber es que tenerlo es lo más grande que existe y que se debe pelear por él hasta el final. No entiendo como tu mente puede vivir tranquila, ni como tu conciencia es capaz de dormir por las noches sabiendo todo el daño que has causado. Muestras indiferencia como si nada nos uniera, como si fuéramos dos extraños. Y sí, a pesar de todo el sufrimiento que me has ocasionado durante tantos años, he aprendido que quien no te quiere no te busca, que no puedes mendigar amor a alguien que nunca se ha preocupado de dártelo. Fueron tantas las preguntas y las dudas, fueron tantos los momentos de tristeza y de soledad, que ya me he cansado. Hoy para mí ya no eres nadie, ya no formas parte de mi vida. Tu egoísmo y tus excusas baratas te hacen vivir al margen de todo, culpando a quien no tiene culpa, haciéndome pagar por cosas de las que yo no he formado parte. Es tan ruin y cobarde tu actitud que tan solo puedo sentir pena.

Solo deseo, que aquellos a quienes llamas familia duren para siempre y que nunca te quedes solo. Porque ese día, te darás cuenta de todo lo que has hecho, y ese día yo ya no estaré. Ya no servirá de nada el arrepentimiento ni el perdón. Y solo espero que algún día leas estas palabras y atormenten tu cabeza, al igual que tus desprecios y humillaciones consiguieron hacerlo con la mía.

16358785_1869102823332465_823653241_n

 


Las imágenes de este blog pertenecen a:

Pinterest www.pinterest.com

No esperes más.

15978263_1860565577519523_676750026_nNo niego que será difícil, incluso habrá veces que te fallarán las fuerzas y querrás abandonar, pero la base de la constancia y del esfuerzo está en eso, en seguir a pesar de los baches y de los obstáculos que te puedas encontrar. Porque ningún camino es fácil, lo único que importa es seguir adelante y nunca detenerse ante nada, y sobre todo, que el miedo jamás te gane la partida. Piensa también, que nadie va a venir a vivir tu vida por ti, ni nadie va a venir a sacarte de donde te encuentras. Esa espera simplemente va a agotar tus ganas y a dejarte sin energía. Alguien alguna vez dijo “en algún momento hay que decidirse, los muros no mantienen a los demás fuera, si no a ti dentro. La vida es un caos, somos así. Puedes pasarte la vida levantando muros, o puedes vivir saltándolos. Aunque hay algunos muros demasiado peligrosos para cruzarlos. Lo único que sé, es que si finalmente te aventuras a cruzar las vistas al otro lado son fantásticas“.

Así que cuando creas que no eres capaz, piensa y recuerda todas las batallas que luchaste y que ganaste y todos las dificultades que venciste con tu capacidad de superación. Puedes llegar a cumplir ese sueño que aunque veas tan lejos, sigue ahí, y permanecerá siempre que sigas creyendo en él.

15970377_1860570224185725_864068640_n

 


 

Las imágenes de este blog pertenecen a:

Pinterest www.pinterest.com

 

Amar la libertad.

El amor no debería tener etiquetas, ni nombres, ni nada que lo defina, porque es libre y como tal, nadie debe decidir sobre ello. Todos deberíamos actuar de esa forma, aprovechando la libertad que poseemos para hacer lo que realmente queremos. Porque no importa la raza, ni el sexo, ni la religión, no importa nada cuando se trata de amar. 2dc3d551b999fba3cbc06ab0c7727dc5.jpg

El amor es cambiante, inmaduro y adictivo, porque logra que uno vuelva a ser niño,     ilusionándose por cada detalle, sonriendo ante cualquier dificultad, soñando con           miles de planes que hacer junto a esa persona con la que quieres compartirlo todo. Pero el amor debe ser libre y no esclavo, porque cuando uno pierde su identidad, tan sólo es una marioneta cegada, al servicio de la irracionalidad.

Tan sólo debe ser importante encontrar a alguien que te quiera por cómo eres, por tu esencia y por tus valores, sin maquillajes, ni engaños. Dejando a un lado los cánones de belleza y por consiguiente los prejuicios a los que nos vemos expuestos hoy en día en nuestra sociedad, manipulada por los medios y la publicidad absorbente y engañosa de la que estamos rodeados continuamente.

ebc905e426fdf7828fd88b002788f7acNo importa el qué dirán, el qué pensarán, el qué verán en ti, si eres auténtico, si eres fiel a
ti mismo, nada necesitas de esa muchedumbre venenosa que te quiere ver caer, por envidia, por odio, no importa. El amor debe ser igual, debe regirse a través de la sinceridad, debe estar comprometido por ambas partes al mismo tiempo, y al mismo nivel. Es un darlo todo para no necesitar nada, sin pensar en lo que puedes recibir, sin querer en lo que otros puedan ofrecerte, tan sólo tú y esa persona.
No sois mitades encontradas, no sois dos piezas de un puzzle, no sois ni el sol ni la luna, tan sólo dos miradas que se han cruzado y se han dicho todo aquello que las palabras callan, los sentimientos que sólo el brillo de unos ojos consigue sacar a la luz, incluso en la más absoluta oscuridad.

Valientes los que no se rigen por ninguna norma, valientes los que se dejan llevar sin miedo las opiniones de los demás. Valientes los que no temen a nada. Porque el amor es eso, libertad, fuerza, pasión, y sobre todo, vida. Disfruta, sueña y ama, ama mucho, y como dice una gran canción…“ama, ama y ensancha el alma”.

e9ea50f934ad20dd43fe4e1cd6b905f9

LAS IMÁGENES DE ESTE BLOG PERTENECEN A:
-PINTEREST HTTP://WWW.PINTEREST.COM

Con la colaboración de:

NOCHES A MEDIAS HTTPS://NOCHESAMEDIAS.WORDPRESS.COM/

Concurso Premio Internacional Cuentos “Lena/Llena”

Os muestro a continuación un relato breve que hace unos meses presenté a un concurso de mi provincia, del que por desgracia no resulté ganadora, pero que me encantaría compartir con vosotros.

Espero que disfrutéis de esta fantástica historia de amor 🙂

 

 

La fuerza del destino

Kate se despertaba. Con un ojo entreabierto miraba a su alrededor, aturdida por no saber dónde estaba. Bajó la mirada hacia su mano, sintiendo una leve molestia y viendo que una vía atravesaba sus venas. Un pitido sonaba de fondo envolviendo la soledad de esa habitación. Rápidamente se dio cuenta que estaba en el hospital. No entendía nada. No sabía por qué se encontraba allí. Una enfermera abría la puerta. Kate se inclinó hacia adelante sin poder evitar un dolor muy fuerte que provenía de su cabeza.

  • -¿Qué hago aquí?, ¿qué me ha pasado?
  • -Señorita Kate, usted ha estado en coma varios meses. Ha sufrido un grave accidente. Que haya despertado es un auténtico milagro.

Con claras señales de nerviosismo Kate intentaba levantarse de la cama.

  • -¿Pero qué ha pasado?, ¿por qué no recuerdo nada?
  • -Tranquilícese y acuéstese. Más tarde pasará el Doctor Jey para hablar con usted.

La angustia de no recordar nada estaba acabando con su paciencia. Pasó veinte largos minutos observando las paredes blancas de aquella habitación desesperada. Miles de pensamientos aturdían su cabeza y la desesperación empezaba a hacerse notar en su rostro.

  • -Buenos días Señorita Kate, soy el Doctor Jey, ¿cómo se encuentra?
  • -No sé que diablos hago aquí. No sé que he pasado. Dígame algo se lo ruego.
  • -Usted ha tenido un accidente con su coche. Ha sido una colisión muy fuerte. Ha sufrido un golpe en su cabeza, causándole una fuerte conmoción. Debido a ello ha estado en coma durante 61 días, sinceramente no teníamos ninguna esperanza con usted. Ahora mismo voy a llamar a su familia, estarán deseando oír esta noticia.
  • -¿Y Bruce?, ¿dónde está?, ¿por qué no está aquí?
  • -Señorita espere unos minutos. Personalmente me ocuparé de llamarles para que vengan en la mayor rapidez posible, pero por el momento acuéstese y manténgase tranquila. Ordenaré a la enfermera que le dé un calmante para aliviar su malestar.

El Doctor Jey había estado observando día a día a Kate. Se había tomado mucho tiempo y largas horas estudiando su caso. Siempre había sido un profesional muy reclamado para casos de este tipo, aunque algunos inevitablemente se le escapaban de su control. Pero con Kate, algo le decía que siguiera, que insistiera, tenía una leve esperanza y se negaba a que una chica tan joven quedara para siempre así, postrada en una cama o tal vez, en una silla de ruedas sin apenas movimiento.

Debido a los meses que estuvo allí ingresada, el Doctor Jey había tenido una estrecha relación con su familia, sobre todo con su madre y hermana. No era lo mismo con Bruce, la pareja de Kate.

Bruce iba en el coche junto a ella cuando un camión se salió de la vía y los azotó fuera de la carretera. Dieron varias vueltas de campana. El coche había quedado destrozado. Bruce tuvo fuertes traumatismos y estuvo ingresado varias semanas, pero rápidamente se recuperó y pudo volver a su vida normal.

Su madre y su hermana lo odiaban profundamente. Le habían prohibido acudir al hospital, ni acercarse a Kate bajo ningún concepto.

El Doctor Jey, sin embargo, se encontraba en una situación más incómoda e inusual. Había estado casado durante nueve años, y este año había firmado el divorcio por problemas conyugales. Lo que nunca se había podido imaginar era que su ex mujer, Anna, le hubiera sido infiel durante los últimos seis meses con Bruce, la supuestamente pareja de Kate. Era algo increíble, inimaginable. No podía creer lo que estaba pasando. Bruce quería a Kate, incluso sufrió mucho por su estado. Pero esa situación había desencadenado otro tipo de circunstancia. Él se acercó más a Anna, encontrando en ella el apoyo, y poco a poco, fueron formalizando su relación.

El caso de Kate ya era terminal, incluso no daban ni un 1% de posibilidades para que volviese a vivir. Su madre y su hermana seguían acudiendo día a día al hospital, aferrándose a un pequeño hilo de esperanza que aún las sostenía, rezando para que un milagro la hiciera volver a ser quien era, a volver a ver a su hija y a su hermana junto a ellas, sana y salva.

La madre y la hermana entraban a la habitación acompañadas del Doctor Jey. No pudieron resistir las lágrimas de emoción al verla tan llena de vida, esa misma que pensaba que había perdido para siempre. Las palabras sobraban, solo había espacio para los abrazos, para los gestos de agradecimiento al Doctor Jey, por haber luchado tanto en solucionar este caso.

  • -Mamá, ¿dónde está Bruce?, ¿por qué no está aquí?
  • -A ver hija…tenemos que explicarte lo que ha pasado, pero es mejor que descanses, debes estar agotada y no te vienen bien este tipo de sobresaltos.
  • -Dime la verdad, ¿ha muerto?
  • -No hija, él está bien.

El Doctor Jey interrumpió la conversación y les pidió que le dejaran un momento a solas con Kate. Pensaba que él podría explicarle mejor lo que había pasado.

  • -Verás Kate. Bruce sabe que ya estás bien, incluso ha insistido en entrar a verte, pero hemos pedido que esperara unos minutos, que primero deberías saber algo. Estuve casado durante nueve años junto a una mujer maravillosa. Pero últimamente la rutina se había adueñado de nuestra relación y ya nada era lo mismo.
  • -Perdóneme Doctor, pero creo que esto no tiene nada que ver conmigo, por favor dígale a Bruce que quiero verle.
  • -Descubrí que mi ex mujer Anna me había sido infiel durante los últimos seis meses de relación. Para mí fue un golpe muy duro, odié cada segundo que había pasado junto a ella intentando arreglar nuestra situación y haciendo que nuestro matrimonio volviera a ser el que era.

Kate no entendía nada, y su cara de asombro ante las palabras del Doctor no cesaba.

  • -Un día aquí en el hospital, pude ver con mis propios ojos al causante que había destruido mi relación. Para mi sorpresa era un chico que ya conocía, era un chico que estaba todos los días aquí, junto a esta cama…
  • -No puede ser, usted no puede estar seguro, Bruce no ha podido ser capaz de engañarme, no Bruce no.

 

Pasaron los meses. Kate estaba totalmente recuperada y se encontraba tomando un té en una cafetería de la ciudad cercana a su trabajo, cuando una mano le tocaba sutilmente su hombro.

  • -Perdone señorita, ¿podría sentarme a su lado?

Kate estaba sorprendida pero emocionada a la vez, era el doctor que la había salvado. Sintió una gran amabilidad de que se interesara por su estado de salud actual. Pero también se sentía extraña por la rara conexión que les unía. No pudieron resistir hablar del tema. Jey afirmó que su ex mujer y su ex novio seguían juntos. Kate le contó la conversación que había tenido en el hospital aquel magnífico pero fatídico día con Bruce.

A día de hoy, Kate estaba curada, el simple hecho de estar viva, de poder salir a caminar, sentir el aire en su piel, volver a saltar, correr, estar junto a su familia…hacía que todo lo demás pasara a segundo plano. Se había dado cuenta que estar bien, al fin y al cabo, era lo más importante, y que le habían brindado una nueva oportunidad para hacer las cosas de otra manera, y para no preocuparse por asuntos que de una forma u otra tienen solución.

  • -Mi hermana me ha estado contando que usted venía todas las noches a leerme un libro. La intriga me hizo interesarme por el y lo he estado leyendo. No lo podrás creer pero cada línea que leía me resultaba tan familiar, como si la hubiera escuchado antes.

Los dos esbozaron una pequeña sonrisa fijándose la mirada el uno en el otro, como si el tiempo se detuviera por unos segundos y todo lo demás desapareciese.

  • -Hubo un trozo de página que te repetía cada noche, “Él la miraba, miraba su cuerpo y la deseaba. Era tan frágil y bonita. Su piel emitía una luz que destruía el lugar más oscuro. Sus manos, sus dedos entrelazándose en los suyos. Porque cuando estaba junto a ella, sentía que el resto del mundo no importaba, que todo lo demás se reducía a nada. Con ella encontraba la tranquilidad que siempre había buscado. Ella hacía desaparecer los fantasmas del pasado y renacer nuevos sentimientos llenos de locura y de pasión. Suplicaba a cada segundo por que pudieran hacerse sus sueños realidad. Y no encontraba mayor consuelo que el encontrarse allí sentado a su lado, deseando que sus ojos se cruzaran con los suyos. Era suya, así, de esa manera, y eso le bastaba.”

 

Kate sujetaba su cara inclinada con su brazo, atónita a todo lo que esta escuchando, no pudo evitar sonrojarse. Eran las palabras más bonitas que había escuchado nunca. Algo había nacido. Suena estremecedor hablar de nacer cuando una vida estaba apagándose. Pero algo la mantuvo ahí. El destino no tenía preparado eso para ella. Le esperaban un sinfín de cosas buenas por disfrutar. Y él apareció para devolverle la vida, para darle ese color que le faltaban a sus días. Supo entenderla mejor que nadie, amarla mejor que nadie, cuidarla y protegerla. Nunca perdió la esperanza, y gracias a ello, hoy estaba allí junto a ella, viviendo el momento que tantas veces había imaginado en su cabeza.

15046171_1831377187105029_1972222438_n

 


 

Las imágenes de este blog pertenecen a:

Pinterest www.pinterest.com

 

 

Amor eterno.

bf2fceab82a0213beb764ea7f1982656Una persona que ha crecido a base de golpes, marcada por el dolor, y aún así, siempre se ha dedicado a hacer la vida más fácil a quienes la hemos vivido con ella, regalando amor desinteresado y ofreciendo lo que no tenía simplemente para hacernos felices. Alguien que tan sólo con su sonrisa cambiaba y cambia el mundo y hace que mire todo de otra manera, siempre aconsejándome y animándome en todo lo que me aventure, aprendiéndome que no debo tener miedo a nada y que todo, si crees en ello, es posible. Alguien que ha sido y es mi apoyo incondicional, que siempre que la he necesitado siempre ha estado ahí. Ella es la que logra calmarme y darme la paz que a veces pierdo y necesito.

Y sobre todo, ella es quien ha forjado mis valores, quien me ha dado el cariño más grande, pero también, quien con firmeza, ha conseguido guiarme por el camino correcto y hacer la mujer que soy hoy. Nunca tendré el tiempo suficiente para agradecer todo lo que ha hecho por mi.

Amor, dulzura, ternura, sabiduría, experiencia, valentía, fuerza, coraje…Todas las palabras que pueda escribir aquí, se quedarían cortas para expresar todo lo que siento por ella.

Hoja en blanco.

a5536f4d55571c6750206d502f3237fcDespués de todo no fue fácil que tras la estela de un corazón arrasado se encontrase aún un pequeño halo de claridad. Que después de tantas idas y venidas, de tantos golpes, alguien consiguiera lo imposible. Pero como dice el dicho “el tiempo lo cura todo”, y mi corazón se curó, justo a tiempo de conocerle, justo cuando apareció en mi camino. Tal vez diría que en el mejor momento, el momento en que mis ojos por fin se abrieron para salir del dolor que los atormentaba, para conocer por fin la libertad y deshacerme de las cadenas que cada vez más me aprisionaban. Una vía de escape para salir de la jaula en la que me encontraba y ver que a través de esos muros que divisaba tan lejos, aún quedaba la ilusión y la esperanza de que naciera algo nuevo.
Y tú. Tú elegiste continuar y ofrecerme tu mano a pesar de la indecisión y del futuro incierto que acechaba como una nube negra sobre nuestras cabezas. Creíste en mí, y creíste en que podríamos crear algo bueno. Y lo más importante, decidiste quedarte.
Y fue como volví a recordar sensaciones que creía haber olvidado. Recordé valores como la confianza, el respeto, el cariño, la libertad. Nos aceptamos con nuestros defectos y nuestras imperfecciones. Las sabemos, las conocemos, y lucharemos contra ellas cuando el viento golpee fuerte. No dejaremos que nada derribe ni un solo escalón de los que hemos construido, y cuando la marea nos empuje, remaremos con toda nuestra fuerza, y con la paciencia y constancia que se necesita para llegar a tierra firme.

Paso a paso, cimiento a cimiento, construyendo una estructura sólida e indestructible.

fabba8f92e4169d88259781814686a27.jpg


Las imágenes de este blog pertenecen a:

Pinterest www.pinterest.com

Mis pies.

53b494a44a4e77794d1edf31a0d663aa.jpgA veces pienso que quizás tendría que haber hecho las cosas de otra manera. Pensar menos y actuar más. Porque son esos pensamientos los que atormentan y agotan mi mente. Y cuando el cansancio es tan grande, aparecen pequeños signos como forma de aviso, aviso de que algo en ti no funciona como debería, de forma normal. Y es ahí, cuando te das cuenta que necesitas algo ajeno a tus propios esfuerzos para salir del pozo en el que te encuentras.
Y en los malos momentos al final lo que importa son las personas que estuvieron a tu lado, día a día mostrándote su apoyo. Y que aunque no entiendan lo que atormenta tu cabeza y no sepan como ayudarte, simplemente estén ahí, sin más. Eso es lo realmente difícil. Y quienes tenemos la suerte de tener esas personas no sabemos lo afortunados que somos.

Y sé que cuando la tormenta termine, miraré atrás y daré las gracias a los que fueron mi sustento y a los que nunca dejaron que me hundiera, porque gracias a ellos, con sus pequeños pero grandes detalles, hicieron que retomara el camino correcto y todo volviera a la normalidad, de esa que nunca hubiera debido salir.

d392e5162fc0bef6d1aebcaf11478ab3


Las imágenes de este blog pertenecen a:

Pinterest www.pinterest.com

Causa y efecto

15af30907e2b5c66a89ace34272014b1.jpgTodos sabemos que la mentira no lleva a ningún sitio. Que a veces se arriesga más de la cuenta, olvidando las consecuencias que pueden conllevar nuestros actos, y que el placer del riesgo de hacer algo prohibido no debe nunca superar al del respeto y el cariño.

Hablo de la infidelidad, de las personas que son infieles. Hablo de los que juegan con fuego, de los que solo piensan egoístamente en sí mismos sin importarles lo que pueda llegar a sentir la otra persona. Todos inconscientemente tendemos a culpar al tercero por involucrarse en una relación ajena, pero lo que es cierto es que nadie se mete si no le dejan entrar.

Y más tarde llega el esperado arrepentimiento. El “me he dado cuenta de lo mucho que te quiero”, “no puedo estar sin ti”, “perdóname no sé por que lo hice..” y demás frases ya predefinidas. No sois conscientes del daño que podéis ocasionar. Es necesario pararse a pensar antes de enredarse en un juego tan arriesgado. Y no es excusa achacar los hechos a la infelicidad de vuestra relación, porque si simplemente no sois felices, dejad a la otra persona libre, ser claros, pero nunca uséis el engaño como medio.

La mentira tiene el camino muy corto.

a7763bef843895505c513ab92e7c4bfa.jpg

 


Las imágenes de este blog pertenecen a:

Pinterest www.pinterest.com